Portada Noticias Investigan la roturación de un solar de La Manga por un presunto delito contra la flora
Investigan la roturación de un solar de La Manga por un presunto delito contra la flora
( 2 Votos )
04.06.14 - MIGUEL ÁNGEL RUIZ
enviar a meneame
artsexylightbox


El solar de La Manga donde ha sido arrasada una población de zanahoria marina. FOTO: ANSE

Dos limpiezas de la parcela en menos de seis meses han arrasado una de las escasas poblaciones de zanahoria marina en la Región

El dueño del terreno alegó desconocimiento la primera vez que metió las máquinas en el arenal


No todo lo que brota del suelo son malas hierbas: vegetación que a simple vista pasa por un arbusto corriente puede ser una valiosa especie de flora. Es el caso de la zanahoria marina (‘Echinophora spinosa’), una planta catalogada como vulnerable en la Región que sobrevive con dificultades en apenas cuatro arenales de La Manga y el Mar Menor. Aunque cada vez lo tiene más complicado: una de sus mejores poblaciones ha sido arrasada dos veces en menos de seis meses, un caso que la Fiscalía de Medio Ambiente cree que puede constituir un delito medioambiental, concretamente contra la flora. El caso que fue enviado hace dos semanas a los juzgados de San Javier se refiere a la roturación de una parcela en primera línea de La Manga, frente al hotel Doblemar, donde esta planta protegida ha ‘sufrido’ los efectos de dos limpiezas exhaustivas de la parcela en el plazo de medio año.

El desconocimiento, la ausencia de medidas efectivas de protección por parte de la Administración y la falta de escrúpulos son los motivos –a veces combinados– que dificultan la conservación de estas reliquias vegetales, aunque en este caso no puede decirse que el propietario del solar no estuviese advertido, puesto que la primera limpieza de la parcela ya fue denunciada en noviembre de 2013 por la Asociación de Naturalistas del Sureste (Anse).

En ese momento, el dueño de los terrenos declaró a ‘La Verdad’ que ignoraba el hecho de que una especie de flora protegida creciese en su propiedad, y que roturó la parcela porque se lo exigía el Ayuntamiento de San Javier y además estaba esperando la visita de un posible comprador: «La he limpiado porque es mía, tengo derecho a hacerlo», se defendió. Sin embargo, los ejemplares de zanahoria marina que habían rebrotado fueron arrasados de nuevo a finales del pasado mes de abril.

Anse volvió a denunciar este supuesto ataque contra la biodiversidad de la Región y la Fiscalía ha remitido el caso al juzgado porque aprecia un posible delito que, según la Ley 42/2007, puede ser castigado con hasta dos millones de euros y una pena de prisión de cuatro meses a dos años o multa de ocho a veinticuatro meses.

El frente de dunas del que forma parte este solar ubicado en San Javier, de unos 700 metros, fue propuesto en 2005 como microrreserva botánica por el grupo de investigación del Departamento de Biología Vegetal de la Universidad de Murcia, y forma parte del catálogo científico ‘Lugares de interés botánico de la Región de Murcia’.

(Publicado en 'La Verdad' el 4 de junio de 2014)


Comentarios (6)Add Comment
...
escrito por Paco, junio 04, 2014
Región de paletos, que poca sensibilidad... luego dicen que si comentas cosas en redes sociales eres un terrorista, pero esto sí que es terrorismo porque están destrozando cuatro gatos con dinero un Patrimonio que es de todos los murcianos de la Región.
...
escrito por justiciero, junio 04, 2014
Bueno, bueno, que a ese señor se le expropie el terreno a justo precio con el dinero de todos, y ya será de todos y podremos disfrutarlo todos. Mientras, no hay que exagerar. Lo que sucede es que el dinero no da la felicidad, especialmente si el dinero es de otros ;)
...
escrito por Si es tan importante, que le compren el terreno., junio 04, 2014
Qué fácil es jugar con el dinero y los terrenos de los demás, condenar al propietario a no poder hacer nada por una planta sin valor ninguno y sin ofrecerle una contraprestación es una barbaridad.

Si se quiere proteger algo de tan poco valor, que le compren el terreno, mientras, no se podrá exigir a los propietarios que no roturen.
...
escrito por Ya, junio 04, 2014
Señores, la ley no dice eso. Y la ley emana del pueblo.
El valor que ustedes le otorgan a la planta es subjetivo e inadecuado. Les propongo un ejercicio a los lectores y comentaristas: supongan que en vez de una planta en peligro se tratara de un resto arqueológico, que bajo esas dunas se encuentren los restos de un templo, por ejemplo. ¿También puede roturar porque es suyo?
...
escrito por Navarro, junio 04, 2014
Pero si el tractor rotura las zanahorias casi todos los días, dos metros por fuera de la parcela. Ni una palabra contra el tractorista, por que lo hace en suelo ya expropiado. Que mala es la envidia, mal endémico español. Las leyes se hacen pensando en suelo publico, se hacen pensando en una solución temporal mientras se expropia a un precio justo que compense lo invertido. Para eso se ideo la necesaria solidaridad colectiva. Que cuando se ideo era la solidaridad de la sociedad con el afectado, osea expropiado. Pero fíjate tu como cambian las cosas, gracias a la ideología en el cosntitucional, tu propiedad es tuya pero el uso y disfrute es de la sociedad. Mientras en cualquier país decente (no un nido de ladrones como el nuestro), te pagan por cualquier limitación al uso. Si este señor va a Bruselas tendremos que pagarle la expropiación, dentro de veinte años. Podreis contarme la película que queráis, pero esto es robo con potreo. Luego si pasa una locura, empezaran a decir que es una barbaridad, pero provocarla no es una barbaridad. Vamos a ser sensatos, sacad las zanahorias de esa parcela, yo también voy con una pala, y las plantamos cinco metros fuera de la parcela en la duna, o bajo el chiringuito, que no ha destrozado ninguna zanahoria. Joder si costas ya le robo un buen trozo.
...
escrito por Frank Inspector, junio 05, 2014
Para algunos, lo único valioso es el ladrillo. Y así nos va. Da pena ver que aún hay gente que solo ve plantitas y bichos sin valor ninguno. Pero en parte, estoy de acuerdo con algunos comentarios, o parte de ellos, (como el de Navarro). Si nos ponemos en el lugar del propietario del terreno, es normal que pretenda hacer lo que quiera. Aquí también tiene su responsabilidad la Administración.

Escribir comentario
corto | largo

security code
Escribe los caracteres de la imagen


busy