Portada Noticias La respuesta estaba en el viento
La respuesta estaba en el viento
( 3 Votos )
26.01.14 - MIGUEL ÁNGEL RUIZ
enviar a meneame
artsexylightbox

Las dos torres, aún con las hélices sin instalar, entre las playas de Calblanque y Las Cañas. :: ANTONIO GIL / AGM

Dos molinetas elevarán el agua del mar hasta las salinas de Calblanque para evitar que se sequen

Las mejoras en el Rasall y Marchamalo estabilizan el ecosistema acuático y abren la puerta a la explotación de la industria salinera tradicional

Imaginación, tecnología sencilla y la fuerza del viento. Con estos tres elementos se solucionará el problema de falta de agua que amenaza desde hace años el ecosistema de las salinas del Rasall, en Calblanque (Cartagena), una explotación salinera tradicional de apenas 18 hectáreas reconvertida en hogar del raro fartet y de numerosas especies de aves acuáticas.

La solución elegida para inyectar agua a las charcas es la instalación de dos molinos de viento que elevarán el agua desde un punto situado entre las playas de Calblanque y de Las Cañas, justo en el límite de la reserva geomorfológica. Y en el mismo lugar donde una mula movía una noria de sangre para extraer el agua del mar mediante un sistema típico de cangilones a principios del siglo pasado.
Se trata de un sistema ‘limpio’ que sustituye al tradicional bombeo mediante compresor, que hasta ahora ha sido necesario poner en práctica una o dos veces al mes para evitar la desecación de las salinas. El director-conservador del Parque Regional de Calblanque, Monte de las Cenizas y Peña del Águila, Alfredo González Rincón, confía en que esta fórmula «garantice el riego de las charcas», aunque en verano será necesario un bombeo extraordinario, de nuevo mediante un compresor eléctrico, debido a la mayor evaporación. «En cualquier caso, se mantendrá una vigilancia constante para evitar que las salinas lleguen a un punto crítico y peligre la supervivencia del fartet, que es el elemento que mueve todo el sistema ecológico», señala Alfredo González.

El fartet: ese pececillo diminuto que solo vive en unos pocos humedales de la península ibérica y que sirve de alimento a aves acuáticas como el flamenco, la cigüeñuela, la avoceta, el charrán y el charrancito, entre otras especies. La capacidad de bombeo dependerá de la fuerza del viento, aunque se espera que las aerobombas consoliden por fin un sistema de bombeo «estable, autónomo y con energía limpia que hará posible el mantenimiento de los procesos biológicos asociados a este humedal», informan fuentes de la Dirección General de Medio Ambiente.

Los técnicos terminarán la instalación de esta infraestructura de energía eólica a finales de la semana que viene o comienzos de la siguiente, cuando se coloquen las hélices y se ponga en marcha el sistema en periodo de pruebas. Se trata de un sistema mecánico que entraña una cierta complejidad, pues ha sido necesario combinar dos tipos de extractor: una primera bomba de tornillo aspira el agua del mar, que sube con arena, algas y otros elementos; el caudal llega decantado por gravedad a una pequeña balsa, donde una segunda bomba –una máquina clásica de pistón– lo eleva hasta las charcas salineras.

Nuevos canales y compuertas

La instalación de estos molinos de viento es la culminación de un ambicioso proyecto de restauración de humedales que también ha supuesto mejoras para las salinas de Marchamalo (en La Manga), que cuentan con una lámina de agua de unas 100 hectáreas y donde se han reparado los canales de distribución de agua y se han repuesto las compuertas. Además, se han renovado las instalaciones de la caseta de bombeo y de recirculación del agua.

En las charcas de Calblanque, además de las molinetas, se han llevado a cabo actuaciones menos visibles pero muy importantes para el mantenimiento del humedal, como la impermeabilización de la primera balsa del circuito salinero, la adecuación de canales y estructuras de trasiego y el recrecimiento de las motas. Los trabajos, que se iniciaron en el año 2010 y han costado 872.279 euros, han sido financiados por el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, y dirigidos por el Área de Conservación del Litoral de la Comunidad Autónoma.

El proyecto prevé un servicio de seguimiento de los procesos biológicos para llevar a cabo un mantenimiento y reposiciones a lo largo de tres años; la extracción de la cosecha anual de sal; la formación de técnicos especialistas en salinas; y la aplicación de una gestión especializada en explotaciones salineras para garantizar la puesta en marcha de la industria tradicional en un futuro.
(Publicado en 'La Verdad' el 26 de enero de 2014)

Comentarios (13)Add Comment
...
escrito por David, enero 26, 2014
Una excelente noticia! Por fin se han puesto "manos a la obra" para conservar estas dos joyas naturales como son las salinas de Marchamalo y Calblanque... el fartet está de enhorabuena y los murcianos también!
...
escrito por Jose M. Vidal, enero 26, 2014
Qué gran noticia!!
Solo un par de cosas MA, flamenco, cigüeñuela y avoceta no se alimentan de fartet, sí los charranes, garzas e incluso el Rascón!
Poro otro lado las salinas de Marchamalo no tienen 100ha, serían entre 50 y 70 en función de si consideramos las de "la margen derecha de la carretera".
...
escrito por joaquin, enero 26, 2014
Estupenda noticia para el medioambiente de nuestra region! Para cuando regulaciones,sanciones e inversiones en el parque Cabo Cope-Puntas de Calnegre?.......Que pasa con los terrenos de la SAREB en el parque,siguen en manos publicas o estan pasando a manos privadas con fuertes intereses en agricultura intensiva?....Aguilas sin actividad agricola no tiene futuro,y esta actividad en si no me parece mal,pero agricultura intensiva temprana agroexportadora,a pie de playa e invadiendo cauces que desembocan en playas,tal y como ahora pasa,es incompatible con un espacio protegido,que se convierta en un verdadero atractivo genador de recursos, que diversifiquen las economias,que en muchos casos,en nuestra region,estan basadas en un monorecurso y por tanto ultrafragiles a los caprichos de los mercados..como en el siglo XIX o el XX con la mineria en su momento,el esparto o la construccion....no aprendemos.
...
escrito por Óscar Alcaraz, enero 26, 2014
Pero... ¿y nadie se ha parado a pensar en el impacto evidente sobre el paisaje?, ¿y el efecto sobre el vuelo de las aves migratorias en la zona?.
De verdad, me parece una actuación innecesaria y desafortunada.
...
escrito por Antoine, enero 26, 2014
Casi 150.000.000 millones de pesetas para molinetas....cuantas ???? y para bombear agua son las bombas ....no los compresores .
...
escrito por M. A. Ruiz, enero 26, 2014

Hola José M., gracias por la aclaración. En cuanto al comentario de Antoine, los 150 millones de las antiguas pesetas suponen el coste total del proyecto, no sólo las molinetas. Y cuando me refiero al 'bombeo mediante compresor' creo que queda claro que el compresor es el generador de energía para mover las bombas. Pero si alguien tenía dudas, aclarado está.

Un saludo!
...
escrito por Karl Branque, enero 26, 2014
Vaya aberracion!
...
escrito por Pepe Hernandez , enero 26, 2014
Cualquier persona que vea in situ los molinos se echa las manos a la cabeza. El impacto visual es tremendo. Son enormes, horribles y están en una zona increible. Destruyen una de las imágenes más bonitas que tenemos en nuestra costa.Los artífices de este disparate, asi como los que lo aplauden y los que guardan silencio (anse, ecologistas, etc) pueden estar contentos. Ellos sabran por qué aplauden y callan, a lo mejor tiene que ver con que el proyecto tiene el visto bueno de Europa y con Europa no conviene meterse, que de alli siempre se pilla algo.
...
escrito por Antoine, enero 26, 2014
Para M.A.Ruiz para mover las bombas , no son los compresores los que las mueven , son los grupos electrógenos , motor-generador , para generar corriente electrica y mover las bombas.
...
escrito por Camilo, enero 28, 2014
El impacto visual de los dos molinos en pleno parque de Calblanque es bastante nefasto, deberían de haber estudiado otro sistema menos agresivo sobre el paisaje de las dunas fósiles.
...
escrito por Para camilo, febrero 05, 2014
Hola Camilo, ¿cual sería tu propuesta para mejorar la solución adoptada? Venga, vamos a ver si somos capaces de buscar una solución que funcione a largo plazo, que no suponga desmontar la duna fosil, que suministre el agua necesaria a la avifauna, que mantenga el paisaje de las salinas, que resista los temporales, etc.

¿Soluciones?
...
escrito por Pedrito., julio 22, 2014
Vivo en la zona y paso todos los días a controlar el bombeo. He seguido de cerca todo el proceso de: cimentación, montaje, ajuste, nuevo ajuste... y tengo que hacer las siguientes consideraciones:
1.- La cimentación ha supuesto el destrozo de parte de la duna fósil, de alto valor ambiental (incluida en la zona de Reserva).
2.- El impacto paisajístico es impresionante. La propia Comunidad Autónoma tendrá que reeditar su vídeo del espacio natural en el que se proclama, como uno de los valores fundamentales, la escasa presencia de la actividad humana en la línea de costa.
3.- Y... lo más importante ¡¡¡ El invento no funciona!!! Las salinas están secas. El sistema está mal diseñado y no bombea agua. No es un hecho coyuntural, como dice el Director del parque, sino que es permanente. El problema no es la evaporación del verano, sino la inoperancia del sistema. Llevan bombeando agua, con bombas de gasolina primero y con un generador, que alimenta a una bomba, después, desde que montaron los molinos.
Tanto es así que el tornillo sin fin, que debería subir el agua, ya tiene caracolillo de estar parado.
TODO UN ÉXITO.
...
escrito por M. A. Ruiz, julio 22, 2014

Hola Pedrito, efectivamente el sistema no funciona desde que se entregaron las obras, en el mes de abril. Me comentan que mañana van a hacer una prueba con una nueva pieza, con los ingenieros de Tragsa. Estoy pendiente de saber cómo se resuelve el problema para publicar más información.

Saludos.

Escribir comentario
corto | largo

security code
Escribe los caracteres de la imagen


busy