Portada Noticias Las nutrias no están para visitas
Las nutrias no están para visitas
( 3 Votos )
15.07.11 - MIGUEL ÁNGEL RUIZ
enviar a meneame
artsexylightbox

Una nutria en el Quípar. FOTO: ALONSO TORRENTE

La construcción de una senda turística en el Quípar amenaza el hábitat de este mamífero en peligro. Caralluma y Ecologistas en Acción denunciarán el proyecto ante la UE por el «impacto crítico» en un tramo virgen del río catalogado como BIC

La nutria ha regresado al río Quípar después de 25 años, pero los ecologistas temen que haga de nuevo las maletas y se vaya por donde ha venido. ¿El motivo? Una senda ecoturística de algo menos de dos kilómetros que va a construir la Confederación Hidrográfica del Segura, a petición del Ayuntamiento de Caravaca de la Cruz, en el Estrecho de La Encarnación, donde se localiza uno de los tramos más sensibles y mejor conservados del río. Las obras están a punto de iniciarse: sólo falta el visto bueno de la Consejería de Cultura, ya que ese delicado desfiladero, de gran riqueza natural y arqueológica, está catalogado como Bien de Interés Cultural (BIC).

Los grupos conservacionistas Caralluma y Ecologistas en Acción han pedido a la CHS y las consejerías de Cultura y Presidencia –que acaba de asumir las competencias de Medio Ambiente– que paralice un proyecto que carece de estudio de impacto ambiental, según aseguran, «ni informe de afecciones a la Red Natura 2000» pese a que se financia con fondos europeos Feder. Por este motivo, los grupos ecologistas pondrán estos hechos en conocimiento de la Secretaría General de la Comisión Europea.

Insisten Caralluma y Ecologistas en Acción en el «impacto crítico» que tendrá la construcción de este camino turístico en el LIC Río Quípar, «ya que este tramo tiene una valor ecológico elevadísimo, derivado, entre otras razones, de la presencia de especies en peligro de extinción como la nutria común (Lutra lutra) y el álamo bastardo (Populus canescens)».

Para la Confederación Hidrográfica del Segura, esta obra es «la continuación de un proyecto global de 7,5 kilómetros que tiene todos los permisos de Medio Ambiente y Cultura», según ha explicado a ‘La Verdad’ un portavoz de la CHS. «Falta sólo un último permiso de Cultura, y sin tenerlo no vamos a iniciar los trabajos. Si no nos lo dan, no lo haremos, aunque no esperamos ninguna objeción», añaden desde la Confederación, al mismo tiempo que insisten en que fue una petición del Ayuntamiento de Caravaca de la Cruz el origen del proyecto, que «cumple con los condicionantes que nos puso Medio Ambiente, como no utilizar maquinaria pesada».

La Consejería de Cultura confirma que acaba de recibir la documentación de la CHS, y que tomará una decisión en el plazo aproximado de una semana.

Los conservacionistas, sin embargo, niegan que el camino ‘ecoturístico’, «que se abrirá en su mayor parte por lugares vírgenes repletos de vegetación donde no existe ningún sendero previo», sea una continuación de anteriores actuaciones en esa misma zona –de restauración ambiental y reforestación–, y que por tanto debe tener una consideración administrativa distinta: «Tienen características, objetivos y actuaciones totalmente diferentes, pues en este caso se trata de una infraestructura turística con un impacto potencial muy elevado», aseguran.

Esta senda para que los visitantes puedan penetrar en la espesura del bosque de ribera del río Quípar, en la pedanía caravaqueña de La Encarnación, tendrá un piso de zahorra artificial y tres pasarelas, y se protegerá con vallas y bordillos de madera. El equipamiento incluye seis bancos, dos mesas de picnic y seis papeleras, pese a que no existe recogida de basura ni siquiera en las casas de campo de esa zona, según advierte el presidente de Caralluma, Bernardo Robles.

Una pareja que devora cangrejos

El naturalista Juan de Dios Morenilla, que estudia la presencia de la nutria en los cursos de agua del Noroeste desde hace décadas, constató la desaparición de este escaso mustélido en el Quípar en 1986, «a consecuencia del aumento de contaminación tras las obras de encauzamiento de las aguas residuales y el vertido directo al río de las aguas fecales sin depurar de las poblaciones de El Arrabal y La Encarnación». A partir de 2007 detectó la presencia estacional de algún ejemplar, coincidiendo con la mejora en la calidad del agua, hasta que en 2010 comprobó la presencia permanente de una pareja. El tono rojizo de los excrementos recogidos delata su dieta rica en cangrejos.


 (Publicado en 'La Verdad' el 15 de julio de 2011)
Comentarios (2)Add Comment
...
escrito por Zhésar, julio 15, 2011
Imagino que si el proyecto está subvencionado habrá que hacer la senda por lo civil o por lo criminal, no se nos vayan a escapar esos eurillos. Si después no cuidamos del lugar o las nutrias se manrchan de nuevo qué importa, el i´responsable de turno habrá dejado su legado y su ego para la posteridad. Me ha gustado la idea de las 6 papeleras (que nadie recogerá porque no hay servicio). En fin, es más de lo mismo.
...
escrito por COPE NO!!, julio 16, 2011
¿Tan dificil es para los que mandan salir un poquito de Murcia y ver cosas fuera? ¿Sabran algo de naturaleza y medio ambiente estos que todo lo arreglan a base de euros y cemento? ¿ Se quitaran la boina alguna vez para ver lo que realmente es una gestion de espacios naturales?
Patetico en si mismo, que en la region del ladrillazo, con las minimas y mas cutres infraestructuras medioambientales quieran hacer una ruta del colesterol en zona LIC del Río Quípar.....
Señores que gobiernan hagan caso por favor a universidades, asociaciones ecologistas, biologos y veterinarios y dejen de jugar a las casitas en espacios tan fragiles.
Un poco de sentido comun por favor.

Escribir comentario
corto | largo

security code
Escribe los caracteres de la imagen


busy