Miguel Ángel Ruiz Parra. Informo sobre medio ambiente. También opino y creo que me mojo, pero prefiero aportar datos y documentos. Entre el campo y la redacción, siempre persiguiendo noticias. Soy jefe del área de Sociedad y Cultura de La Verdad.




Lo que no sabemos del zifio de Cuvier
( 6 Votos )
29.11.15 - MIGUEL ÁNGEL RUIZ
enviar a meneame
artsexylightbox

Detalle de la cabeza del zifio hallado en La Manga. FOTO: P. GARCÍA / ANSE 

El hallazgo en La Manga del cuerpo varado de uno de los cetáceos más desconocidos deja más preguntas que respuestas

Acostumbrados a encontrarnos en el litoral de la Región con varamientos de cetáceos más o menos comunes, como delfines mulares y calderones, el hallazgo de un zifio de Cuvier el sábado en La Manga quizá sea una oportunidad para conocer mejor a esta especie de mamíferos marinos, de la que apenas se tienen datos más allá de las escasas observaciones. La necropsia que se realizó ayer por técnicos del Centro de Recuperación de Fauna Silvestre de El Valle, con la ayuda de miembros de ANSE, quizá aclare las causas de la muerte del animal, una hembra joven de 3,80 metros de longitud, que no presentaba heridas externas salvo algunas marcas junto a la boca, como consecuencia seguramente de la captura de calamares, de los que se alimenta en aguas profundas (a unos 1.000 metros). Muy raro en las costas de Murcia, el zifio de Cuvier puede alcanzar los siete metros de longitud y un peso de 3.000 kilos.

¿Qué le pasó al ejemplar de 'Ziphius cavirostris' encontrado a la altura del kilómetro 5 de La Manga, pasado Monte Blanco? Una de las escasas certezas acerca de esta especie, que vive a gran profundidad y alejada de la actividad costera más importante, es que es muy sensible al ruido submarino, tanto del tráfico de buques mercantes como de los sónares militares. También de la actividad sísmica. Precisamente, se atribuye a la perturbación causada por maniobras navales los varamientos masivos registrados en Canarias (2002) y Almería (2006). Investigadores de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, que estudiaron estas mortandades, han ofrecido su colaboración.

"Desde finales del pasado siglo apenas se han registrado un par de avistamientos de esta especie en aguas profundas al Sur de la Región de Murcia, y es la primera vez que se documenta un varamiento en la costa de la Región situada al norte de Cabo de Palos. El número de varamientos en las costas de la Comunidad Valenciana es también muy reducido", explica Pedro García, director de la Asociación de Naturalistas del Sureste (ANSE), organización que hace un seguimiento de las poblaciones de cetáceos en las costas de Murcia, Alicante y Almería.

"Se trata de una de las familias de cetáceos más desconocidas, tanto en relación a sus hábitos y comportamiento como en otros aspectos como el tamaño de población y evolución de la misma, que probablemente no supere unas pocas decenas de individuos en toda el área geográfica del denominado Golfo de Vera (entre Cabo de Palos y Cabo de Gata). En los más de mil avistamientos de cetáceos realizados por ANSE durante los últimos quince años, tan solo media docena son de zifio, y todos ellos se han producido en aguas de Andalucía y la Isla de Alborán".

A ANSE no le consta ningún avistamiento de zifio durante las últimas décadas entre el sur de Cabo de Palos y el Este de Cartagena. "Tampoco aparece ninguno en la recopilación realizada por la doctora en Biología Ana Cañadas, de Alnilam, para la UICN, salvo que existan estudios desconocidos para nosotros. Tan solo hay registrado un varamiento en Portmán durante los años 40, gracias a una foto de la época", añade Pedro García.

¿Algún comentario?

Comentarios (3)Add Comment
...
escrito por M. A. Ruiz, noviembre 30, 2015

Hola a todos, la Comunidad Autónoma considera que la causa más probable de la muerte del zifio es un síndrome de descompresión. Reproduzco a continuación el comunicado difundido hace solo unos minutos:

"La Consejería de Agua, Agricultura y Medio Ambiente atribuye la muerte del cetáceo odontoceto, que apareció el pasado viernes en La Manga del Mar Menor, a un síndrome de descompresión como causa más probable, tras realizar la correspondiente necropsia por parte del personal del Centro de Recuperación de Fauna Silvestre de El Valle.

El cetáceo, una hembra juvenil de Zifio de Couvier (Ziphius Cavirostris), medía 3,85 metros de longitud y pesaba aproximadamente unos 700 kilos. Apareció en la zona del Residencial Atalayas, en el término municipal de San Javier. Un grupo de personas intentó mantenerlo con vida introduciéndolo mar adentro, pero el animal volvió a la orilla. Personal del 112 lo trasladó a unas dependencias del Ayuntamiento donde se le realizó la necropsia. Hay que esperar a los resultados de los análisis para confirmar la causa definitiva que ha provocado su muerte.

Desde el Centro de Recuperación de Fauna Silvestre señalan que “esta especie es bastante susceptible al problema de descompresión, ya que son mamíferos capaces de descender a grandes profundidades en busca de alimento y si se asustan por alguna causa, ascienden a la superficie bruscamente, lo que hace que se formen burbujas en los vasos sanguíneos provocando la muerte”.
...
escrito por Pedro Sáez, noviembre 30, 2015
Interesante sin duda. Me cuesta creer que el ser humano no tenga nada que ver, directa o indirectamente, en la muerte de este cetáceo.
...
escrito por david moreno, diciembre 01, 2015
El ser humano si ha tenido que ver, directamente en la muerte del cetáceo: el animal no hubiera salido a la superficie de forma repentina si no es por algún sobresalto, o por estrés. Los mares se están contaminando por sustancias y por ruido, sin duda

Escribir comentario
corto | largo

security code
Escribe los caracteres de la imagen


busy