Miguel Ángel Ruiz Parra. Informo sobre medio ambiente. También opino y creo que me mojo, pero prefiero aportar datos y documentos. Entre el campo y la redacción, siempre persiguiendo noticias. Soy jefe del área de Sociedad y Cultura de La Verdad.




Un batido indigesto para el Mar Menor
( 5 Votos )
14.04.15 - MIGUEL ÁNGEL RUIZ
enviar a meneame
artsexylightbox

Dragado en Los Alcázares. La fotografía se tomó en enero. FOTO: JORGE SÁNCHEZ

Los motivos por los cuales los dragados son perjudiciales para el ecosistema de la laguna, según el catedrático Ángel Pérez Ruzafa

A estas alturas ya sabréis casi todos que se están realizando dragados en unos cuantos tramos del Mar Menor, a cargo de la Demarcación de Costas y con autorización de la Dirección General de Medio Ambiente, para que las playas ofrezcan un mejor aspecto, se supone que con más arena y menos fango. Pero, a juicio de uno de los científicos que mejor conoce este valioso (y tan castigado) ecosistema, estos trabajos son muy perjudiciales para la laguna y provocan el efecto contrario del que se busca. Ángel Pérez Ruzafa, catedrático de Ecología de la Universidad de Murcia, ya lo avanzó en una información que publiqué hace unos meses sobre esta fiebre de remover el Mar Menor, e insistió el pasado sábado en un artículo en el suplemento Ababol de 'La Verdad'. El texto es tan interesante (por sencillo y sensato) que no me resisto a compartirlo aquí:

El Mar Menor: tratamientos sin receta médica


Por Ángel Pérez Ruzafa

¿Quién debe diagnosticar las enfermedades de los ecosistemas? Y, una vez diagnosticadas, ¿quién establece el tratamiento a aplicar? Las respuestas, que en el caso de nuestra salud no ofrecen dudas, no parecen tan claras cuando se trata de los ecosistemas. Casi cualquier titulado superior puede realizar una evaluación de impacto ambiental y diagnosticar si el ecosistema está enfermo o no. Otra cosa es si el diagnóstico es acertado o si se han realizado las pruebas adecuadas que lo justifiquen. Nos alarmamos si un graduado en enfermería receta tratamientos contra el cáncer pero no si cualquier titulado  decide que nuestros ecosistemas están sanos.

No es corporativismo, simplemente con la salud no se juega. En la prevención de impactos, diagnóstico del estado ecológico y restauración de los ecosistemas deben participar equipos multidisciplinares, en los que todos tienen cosas que decir, pero diferenciando quién diagnostica la enfermedad, nos opera o nos impone un tratamiento, de quién realiza los análisis clínicos, quién elabora o vende los medicamentos y quién diseña la política sanitaria para garantizarnos una sanidad pública y de calidad.

Si con nuestra salud lo tenemos claro, resulta sorprendente que con los ecosistemas, que son mucho más complejos que un cuerpo humano y cuyo estado afecta a la salud y la calidad de vida de todos, no nos importe en manos de quién estén.Tampoco sirve de mucho un buen diagnóstico si decidimos automedicarnos. Hay medicamentos que solo se prescriben con receta médica porque su mal uso puede tener consecuencias irremediables.

Esta es la situación del Mar Menor, uno de los ecosistemas más singulares de Europa y que más bienes y servicios ofrece a la Región de Murcia. Se le están aplicando medidas que pueden dejarle secuelas irreparables. Las palas excavadoras se pasean por sus playas, poniendo y quitando arenas, dragando las orillas, produciendo turbidez y macerando sus fondos. Estas medidas producen precisamente el efecto contrario al que se busca.

El primer temporal vuelve a poner la arena en el agua, aunque donde no le corresponde, formando desniveles y barras paralelas a costa. El ecosistema se desestabiliza, favoreciendo la proliferación del alga 'Caulerpa prolifera', y se colmatan las praderas de la fanerógama 'Cymodoceanodosa'. Con ello se deteriora el principal refugio de los alevines de peces que luego querríamos pescar, y sobre todo, se producen el enfangamiento y los malos olores que queríamos evitar. Alguien debería velar por nuestro sistema sanitario ambiental.

¿Cómo lo veis vosotros?

Comentarios (5)Add Comment
...
escrito por Navarro, abril 14, 2015
El ultimo temporal ha metido la arena de la playa en el quinto piso, no es broma. Algunas veces había subido arena, pero esta vez ha subido en cantidad. Lo que tampoco entiendo es por que tiene que pasar la maquina destrozando la orilla del mar menor en la manga, casi todos los días, en invierno. Yo dejaría tranquilita la playa y si hay que romper algo del equilibrio, solo para cuando vienen los de fuera, que no comprenden la dinámica de la arena, ni la ven a diario. Confundiendo playas artificiales como las de Benidorm o Torrevieja, con las naturales de la manga. En el mar mayor son imprescindibles las dunas, aunque sean pequeñas y plantadas de crispinillo, de ese. En el mar menor, lo mejor es no tocarlas, dejarlas que vayan creando sus islitas y moviendo la arena a su gusto. Cada vez que se ponen a hacer cosas, rompen otras. Pero lo mas importante es que no vuelvan a dragar para llevar arena a otras playas. Las dragas se llevan arena, que se repone con las de las playas, no importa que sea a cien metros de la orilla, por eso vemos esos espectáculos de muros encima del agua. Casualmente cerca de donde se drago hace 20 o 30 años. Cuando no era difícil ver a las dragas trabajando.
...
escrito por Ingenieros for ever, abril 14, 2015
Efectivamente, nuestros LICs ZEPAs y ENPs estan gestionados por Exmos.Ingenieros Forestales/Montes. Asi nos luce el pelo, los que toman las decisiones no saben de la materia, donde se estudia ecologia marina en Albacete? Y los que saben de asistencia tecnica en el mejor de los casos.
...
escrito por Rocky, abril 14, 2015
El ultimo parrafo es demoledor.....

Pues yo no entiendo mucho de ecosistemas marinos, tendrá razón el señor Angel Pérez.

Y otra cosa, precisamente éstos márgenes y orillas de las playas del mar menor son uno de los escasos hábitats donde encontramos al fartet, el pececillo en peligro de extinción de esta Región. Sí, sí, en peligro de extinción. Digo yo que el Código Penal* tendrá algo que decir al respecto de estas actuaciones de dragado en estos hábitats, ¿no?

*Apartado 1 del artículo 334:
«1.El que cace o pesque especies amenazadas, realice actividades que impidan o dificulten su reproducción o migración, o destruya o altere gravemente su hábitat, contraviniendo las leyes o disposiciones de carácter general protectoras de las especies de fauna silvestre, o comercie o trafique con ellas o con sus restos, será castigado con la pena de prisión de cuatro meses a dos años o multa de ocho a veinticuatro meses y, en cualquier caso, la de inhabilitación especial para profesión
u oficio e inhabilitación especial para el ejercicio del derecho de cazar o pescar por tiempo de dos a cuatro años.»

...
escrito por Alejandro H, abril 14, 2015
"Casi cualquier titulado superior puede realizar una evaluación de impacto ambiental y diagnosticar si el ecosistema está enfermo o no".
Así es. He trabajado durante varios años como consultor ambiental, y he redactado informes de impacto ambiental con afección a LIC (sin consultar un botánico) o ZEPA (sin consultar un ortnitólogo), sin tener formación específica. Se como coordinar y organizar mi trabajo, pero yo sólo no puedo emitir un informe profesional. Al igual que hay especialistas médicos, hay especialistas ambientales. Mi trabajo luego llega a la administración donde debe ser evaluado mi trabajo. Si en la administración el listón está bajo a la hora de evaluar (por falta de dedicación o por falta de profesionales), entonces no hay tendencia a usar profesionales para resolver estos informes.
Así pues, en el caso del Mar Menor, me pregunto, quien ha asesorado y quien ha tomado la decisión.
Debería existir una estrategia más profesional para tomar estas decisiones, en lugar de, como se hace ahora, tomar decisiones de cortijo. Y al hilo de lo que dice Rocky, debería existir también una responsabilidad sobre las consecuencias negativas.
...
escrito por Hieraaetus, abril 18, 2015
El Mar Menor es una albufera, un mar interior. No entender esto es la causa de todos los males que sufre ese otrora privilegiado entorno desde hace 50 años.

No se le puede poner un pero al escrito del profesor Pérez Ruzafa. En un torpedo en toda la línea de flotación del navío, pero queda en manos de los ciudadanos terminar de hundirlo o seguir a la deriva otros 20 años.




Escribir comentario
corto | largo

security code
Escribe los caracteres de la imagen


busy