Miguel Ángel Ruiz Parra. Informo sobre medio ambiente. También opino y creo que me mojo, pero prefiero aportar datos y documentos. Entre el campo y la redacción, siempre persiguiendo noticias. Soy jefe del área de Sociedad y Cultura de La Verdad.




Excusas para visitar La Culebrina
( 6 Votos )
20.01.12 - MIGUEL ÁNGEL RUIZ
enviar a meneame
artsexylightbox

Señalización de una senda en La Culebrina.

Necesito yo pocas excusas para perderme un día entero en la Sierra de la Culebrina, uno de los lugares de la Región que más me gustan. Arrinconadas en el Noroeste del amplísimo termino municipal de Lorca, estas montañas frías y solitarias se funden con el Parque Natural de Sierra María-Los Vélez (Almería) y componen un escenario natural verdaderamente importante. La Dirección General de Medio Ambiente acaba de construir un mirador en el Pericay, ha mejorado algunas sendas y ha colocado carteles informativos en los puntos más frecuentados por los senderistas (que tampoco es que acudan muchos excursionistas, por cierto). También ha eliminado veintidós barbacoas de las áreas de recreo para evitar incendios. Las obras, financiadas por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER), han costado 163.700 euros y han generado más de 400 jornales, según una nota informativa de la Consejería de Presidencia. Si echar un vistazo a estos equipamientos os parece una excusa poco convincente para subir a La Culebrina, seguid leyendo, porque tengo más.

Excusa número 1. No ver a nadie y no oír nada. La Culebrina, el Pericay y su vecina Sierra Larga son montañas apartadas y muy solitarias, pese a que hay una buena red de pistas forestales que, si las conoces bien, te permiten descubrir casi todos sus rincones. En pocos espacios naturales como éste te sientes tan solo: entiendo que esta sensación no le gusta a todo el mundo, pero a mí me encanta. Desconexión total garantizada.

Excusa número 2. Ver volar a los buitres. Unas veinte parejas de buitre leonado anidan en el Cerro de los Machos, sobre el nacimiento del río Luchena, y es un espectáculo contemplar cómo planean sobre el cañón. A veces, más de cuarenta al mismo tiempo.

Excusa número 3. Subir al Pericay. Un ascenso cómodo y sencillo por una senda que parte desde las ruinas del cortijo de Las Talas, poco antes de llegar al pantano de Valdeinfierno. Desde la cumbre, las vistas del embalse, de la Molata y del Cerro de las Machos son grandiosas. Si peinamos las crestas rocosas con los prismáticos es posible que veamos arruis y cabras monteses.

Excusa número 4. Recorrer el Cañón del Luchena. Después de bajar por las escaleras de la presa, una vez en el cauce, tenemos un paseo estupendo hasta los Ojos del Luchena, donde nace este río. Una caminata solitaria entre altos paredones, saltando de una orilla a otra para no mojarnos, y con los buitres pendientes de nuestros movimientos.

De momento me detengo en cuatro excusas, pero tengo más. Si os pica la curiosidad, en las noticias relacionadas encontraréis algunas pistas para explorar este espacio natural, incluido en la Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA) Sierra del Gigante-Pericay, Lomas del Buitre-Río Luchena y Sierra de la Torrecilla, y considerado Lugar de Interés Comunitario (LIC) dentro de la Sierra del Gigante. El acceso es sencillo: hay que llegar a la pedanía lorquina de Zarcilla de Ramos y seguir por la carretera del pantano de Valdeinfierno.

¿Habéis estado ya en la Sierra de la Culebrina? ¿Por qué no dejáis en los comentarios alguna recomendación para conocer mejor esta zona?

  
Comentarios (12)Add Comment
...
escrito por Antonio, enero 20, 2012
Hola Miguel, es una zona realmente preciosa, conozco la ruta del Luchena y Valdeinfierno,supongo que el mirador de Pericay queda un poco mas al norte, sería interesante que comentes en tus articulos el mejor acceso a estos sitios tan especiales, he mirado un par de rutas en wikiloc por Pericay y ya las tengo en el gps, en cuanto pueda voy al sitio. Saludos
...
escrito por Pepe, enero 20, 2012
Hola Miguel: tenia entendido que para subir a la cumbre del pericay era monte a traves y tu comentas que se ha habilitado una senda. Es facil de ver esa senda desde el cortijo Las Talas ?
...
escrito por M. A. Ruiz, enero 20, 2012

Hola a todos, hay varias formas de subir al Pericay. La que comento es casi campo a través, lo que ocurre es que, una vez iniciada la subida, aparece una senda que no figura en los mapas. Tienes que situarte en el cortijo y caminar de frente a la cumbre; en cuanto te internes un poco en la ladera verás la senda, que casi te lleva a la cumbre.

Suerte!!
...
escrito por gbull, enero 20, 2012
Hice el recorrido una vez, aunque no pude llegar a los ojos del luchena. El rio caramel iba muy cudaloso y se hacia complicado el andar...Un paraje expectacular.

Una pregunta. Intente una vez bajar a los almadenes del quipar pero habia un cartel indicando "peligro por gases"...decidi no bajar las escaleras. Habeis bajado alguna vez?es cierto lo de los gases??

saludos
...
escrito por M. A. Ruiz, enero 20, 2012

Para gbull: yo he bajado varias veces y no me ha pasado nada, pero está prohibido y hay cámaras. Bajo tu responsabilidad.

Un saludo!
...
escrito por Paco, enero 20, 2012
Hola. Me ha encantado el artículo. Hace muchos muchos años (1973, 74, 75, 76...) había una zona de acampada preciosa, que utilizábamos en la OJE. Estaba próxima al camino que sube desde La Parroquia, internándose por la ladera de El Gigante. Muchos buenos ratos allí.
Después el Ayuntamiento de Lorca convirtió un antiguo cortijo abandonado (y ocupado durante una temporada por una comuna de jipis) en el actual Albergue Juvenil de Casaiglesias -un estupendo sitio para pasar el fin de semana-.
La ruta desde Valdeinfierno a los Ojos del Luchena es una maravilla. Para los amantes de lo difícil, es interesante hacer la bajada (por dentro del río) desde los Ojos hasta el pantano de Puentes. En primavera y verano el río lleva mucha agua y hay trozos que se pueden hacer nadando, con pozas profundas. Ojo con donde se pisa (esguince en rodilla, experiencia propia).
Saludos y enhorabuena por el blog.
...
escrito por Fran inspector, enero 20, 2012
Buenas tardes. Me he sentido muy identificado con el inicio del artículo y la excusa nº1. Hice una ruta por allí con dos compañeros y ciertamente, la sensación de soledad es inmensa. No ves ni escuchas a nadie. Nada comparado, por ejemplo, con Revolcadores. Fuí este domingo pasado y aquello parecía El Cortes Inglés en rebajas. En eso me he sentido identificado contigo M. Ángel. Es un lugar para darte una caminata de horas y horas. Incluso tirarte allí un par de días. Los únicos "peros" que le pondría, es ver alguna antigua cantera de marmol que afea la masa forestal que hay allí. Y, como no podía ser menos, restos de basura, que los "amantes" de la naturaleza se encargan de dejar, como el que raspa la corteza de un arbol para escribir "aquí he estado yo y mis santos c...nes". Me enervo, especialmente cuando ví basura cerca del cauce del río. Qué le vamos a hacer?!.... somos así de respetuosos.
Tu artículo me ha gustado aunque me da cierto temor. Es una zona poco transitada. No sé si es porque no es muy conocida o porque despierta poco interés. Y yo, personalmente, prefiero que siga así, como olvidada (aunque ya uno no sabe qué es peor. Lo mismo el desinterés motivaría que aquello dejara de tener protección. Y las personas que vayan, espero que sean respetuosos, que disfruten y dejen disfrutar al que venga detrás. Yo descubrí aquella zona casi por casualidad, gracias al trabajo.
Buen fin de semana a todos.
...
escrito por Sergio, enero 23, 2012
Estimado Sr. Ruiz, lamento hacerle la siguiente crítica, que espero la tome como constructiva, por la importancia de tener en cuenta los detalles a la hora de redactar una noticia o contestar a los lectores, como es el caso.

¿El campo a través no es una práctica ilegal?.

Creo que es un nefasto ejemplo el que da en su comentario, perdone que le diga, viniendo de un profesional de medios de comunicación y experto en naturaleza. Es una lástima que tan buen documento dando a conocer una de las zonas más vírgenes de la región quede emborronado por este importante detalle en una de sus respuestas. Seguramente habrá sido un despiste, no lo puedo tomar de otra forma, de cualquier forma creo que es importante enmarcar el mismo en la importancia que merece:
Hace unos meses eran los ciclistas los señalados desde este mismo periódico como principales (o casi únicos) causantes de degradación del suelo de determinadas areas, como El Valle.
A raíz de aquella polémica he procurado prestar aún más atención al comportamiento de la gente y de forma más crítica al mío propio, comprobando que tristemente sigue produciéndose esa mala práctica de forma habitual. Sin embargo, lo más chocante es que en determinadas zonas que transito con asiduidad, son precisamente los senderistas los que mayoritariamente incumplen la normativa. Eso sí, es justo señalar que en la mayoría de los casos se trata del típico dominguero, que no es casual vaya dejando, no solo restos de su paso (papeles, plásticos, etc), sino que además doblemente suelen incumplir la normativa llevando animales sueltos.

Soy senderista y al mismo tiempo me encanta practicar la bicicleta de montaña, llevo ya más de 20 años compaginando ambas actividades, desde mucho antes que existiera el "boom deporte-naturaleza" actual y conozco bien la lamentable degradación que han sufrido determinadas zonas de nuestra región, especialmente en los últimos 6 o 7 años. Me encantaría ver alguna vez un esfuerzo real por parte de la Administración por informar y formar a los usuarios del monte, aunque en la mayoría de los casos se trata simplemente de educación, de eso de lo que cada vez escaseamos mas en España.
En fin, Sr. Ruiz, que la educación ambiental para que funcione debe provenir desde muchas partes, desde la familia hasta los educadores, y los profesionales medioambientales deben también esforzarse en transmitir estos valores de respeto, porque si no lo hacen vds el ejemplo a seguir es negro.... Un saludo.
...
escrito por M. A. Ruiz, enero 23, 2012

Hola Sergio, si te refieres a la contestación que he dado a Pepe, creo que queda claro que le estoy indicando cómo puede encontrar la senda precisamente para no subir campo a través.

Un saludo!!
...
escrito por Sergio, enero 24, 2012
Estimado Miguel Angel, por supuesto no es cuestión de entrar en discusiones "sin fuste" pero efectivamente en la contestación a Pepe, que es a la que hago referencia, realmente no queda clara la indicación y da la impresión de que tienes que adentrarte en la ladera del monte campo a través hasta que das con la citada senda. Solamente por aclararlo pues como decía, un simple error de interpretación puede ser causa de una mala práctica por parte de los usuarios. Creo que zanjar este tema y hablar sobre cosas productivas es lo que conviene. Un saludo!!
...
escrito por Antonio, octubre 30, 2012
Hola, este puente de los santos voy a estar alojado en una casa rural en la sierra del gigante, quisiera hacer una ruta en MTB y conocer Valdeinfierno, Río Luchena y Puentes. Que me recomiendas?
...
escrito por M. A. Ruiz, octubre 30, 2012

Hola Antonio, hay una carreterilla que sube desde Zarcilla de Ramos hasta el pantano de Valdeinfierno. Desde allí puedes seguir el camino hacia el albergue de Casa Iglesias, donde encontrarás otras pistas forestales para seguir explorando esta zona, que te sorprenderá si no la conoces aún. Una vez en el albergue, si bajas de frente puedes llegar hasta María, y si giras a la izquierda llegas al Collado de Carasoles. En ese Collado, si bajas recto llegas a Vélez Blanco, y si giras a la derecha te metes en Sierra Larga. Con la bici no se puede bajar al cañón del Luchena desde el pantano, y te recomiendo que subas al Gigante, una ascensión senderista que exige estar en plena forma. En la sección de excursiones encontrarás varias rutas en la sección de Lorca y Sierras de María y los Vélez.

Un saludo!

Escribir comentario
corto | largo

security code
Escribe los caracteres de la imagen


busy